Política y psicología popular Mi peluquero y yo Promesas… promesas

0

 

Mi peluquero cree que con este nuevo movimiento social que es el boicoteo, Marruecos estrena una “importante contribución ciudadana que se debe saber canalizar”.

  • Yo no entiendo ni quién ni porqué se teme al boicoteo
  • ¡Hombre! Es evidente
  • No lo es. De las dos cosas, una: o bien son defraudadores y temen por sus ilegales dividendos o bien son alérgicos al cambio y a la rectificación
  • Es que bastaría que actuasen de manera conforme a la legalidad y a las leyes vigentes
  • Que no es el caso de la mayoría, de donde su temor a este movimiento social
  • Yo creo que era fácil y, debo reconocer que en parte se ha hecho, el gobierno a través de sus autoridades provinciales debía mostrar infinitamente màs rigor para con los especuladores y la especulación
  • Era la única manera de proteger y satisfacer el poder adquisitivo de los marroquíes y de paso, responder al boicoteo para que no tenga razón de seguir
  • Y si sigue es porque no se han cumplido las promesas o en parte
  • En efecto, los precios siguen siendo lo que no deben y algunos grandes empresarios del país siguen actuando como caciques, desafiando a la ley y a los ciudadanos
  • Y, sobre todo, exponiendo al país, a una dimensión cuyas dimensiones serian indeterminadas
  • Es que el éxito de un gobierno o de unas autoridades locales consiste en su capacidad de cumplir todas las promesas que haga
  • Y el fracaso es lo contrario
  • Eso, y viceversa
  • El precio del pescado ha bajado sensiblemente
  • Para que veas que no fue a causa de la firmeza del gobie no, sino del impacto del boicoteo y sus perspectivas.