Sahara/Derechos humanos PACE (UE): Más clara, el agua

0

Aclaro, de antemano que importa muy poco cómo me llamo, ni de donde soy ni como he llegado hasta aquí, sino lo que voy a revelar, porque a excepción de una sola hermana, internada hace 11 meses en un hospital de Nuakchot, antes de decidir regresar a su país: Marruecos, toda mi familia (15 miembros entre próximos y lejanos parientes) sigue, como la inmensa mayoría de su población, rehén del Polisario en los campamentos de Tinduf pero esto no lo sabrán a través de España y sus laberintos de “derechos humanos” y de “solidaridad’ internacional… preferente y casi exclusivamente con una ínfima parte de los saharauis

No es fácil averiguar de donde, como y cuando vienen las noticias (las verdaderas). Los cierto es que el circuito montado por l aparato de represión argelino-polisarista para impedir la circulación y recibimiento de información en los campamentos se ha desmoronado. Lo corrobora el hecho de que, desde ayer, muchos comentarios de la gente viran en torno al reciente informe del Comité de Asuntos políticos de la Unión europea sobre el estado de los derechos humanos nos en el Sahara marroquí… Sahara marroquí y no en los campamentos argelinos de Tindouf donde son” derechos inhumanos”.
La reitera su posición sobre las alegaciones de Argelia y su Polisario. El Sahara marroquí: un ejemplo de respeto y de voluntad de reforzar los derechos humanos. Allí n o hay, amigos, ni familiares ni miembros de la tribu ni emisarios y mensajeros de Argel. Hay elecciones, urnas, electo y electores. Hay ejercicio de los derechos y cumplimiento de los debes, hay representantes de la población, verdaderos representantes y verdadera población. Es el Sahara marroquí que Marruecos no necesita maquillajes ni maniobras ni barriles de petróleo ni promesas de contratos “muy…muy favorables” de gas. Derechos humanos que se ven y se constatan y al final atraen la atención, seducen y gustan. Ciudadanos libres en su país libre, plural y generososo.