FeaturedIntegridad territorial

Sahara: no hay segunda oportunidad para el separatismo en Latinoamérica Por Hassan Achahbar

Quiebra separatista

 

Hassan Achahbar experto marroqui en cuestiones latinoamericanas

El separatismo saharaui, promovido por Argelia y su acólito Frente Polisario, y apremiado desde algún sector influyente en España, tiene prisa por reinstalarse en Latinoamérica en busca una segunda oportunidad, con el objetivo de hacer creer que todavía respira.

   A pesar del cambio de época, los apoyos argelinos y españoles del Polisario no son nada innovadores en sus métodos y modos operativos, presentándose en la región con las mismas intrigas, confabulaciones y ridiculices de las décadas pasadas, por lo que difícilmente podrán convencer.

   Para la tarea, pese a lo complicado que se pinta el cuadro de situación que pretenden aprovechar, los bastidores del Polisario, los que realmente tiran de la cuerda del conflicto del Sahara, no se avergüenzan en rescatar del olvido a fracasados cómplices locales.

   Lo cierto, sin embargo, es que el separatismo saharaui perdió su atractivo en Latinoamérica. Está, ahora más, acabado y acorralado en prácticamente todos los rincones del continente, asfixiado por la nueva realidad en un contexto global de retroceso de la militancia izquierdista. No obstante, hay que advertir que el aburrido discurso separatista sigue, todavía, encontrando eco entre elementos de un decadente y barato activismo.

    América Latina vive tiempos difíciles y una fuerte crisis de valores, desde la pobre y martirizada Haití hasta la rica Venezuela petrolera. Hace apenas un lustro la Venezuela chavista se afirmaba como el gran suporte continental para la propaganda separatista. Hoy, se encuentra empobrecida, desfalcada, dolida y al borde del precipicio. La inestabilidad afecta por igual a grandes y pequeños países y el cuadro de la situación no es para permitir las intrigas del separatismo saharaui.

 

Show More

Related Articles

Close
Close