América LatinaCrónicasFeatured

Una exposición colectiva en Buenos Aires muestra escenas de la vida en Marruecos a través de las perspectivas de siete fotógrafos argentinos

Exposición

Treinta y dos imágenes, tomadas por siete fotógrafos argentinos, que inmortalizan escenas de la vida en un Marruecos « sorprendente y mágico », se exponen hasta el 30 de noviembre en una galería de arte del norte de Buenos Aires.

Según la narración de un viaje de 15 días por 10 ciudades marroquíes, los siete fotógrafos argentinos, mediante un sutil juego de palabras, se proponen mostrar a través de siete lentes diferentes, un « único objetivo, el de captar el encanto del Reino de Marruecos y de su gente ».

El líder de la expedición, Gabriel Bernardo Aldazabal, director de una escuela de fotografía que lleva su nombre, explicó que el proyecto fotográfico sobre Marruecos surgió durante un breve viaje de tres días a Marruecos en 2018, seguido de un viaje más largo de 15 días con un grupo de fotógrafos.

En declaraciones al canal de noticias marroquí M24, Aldazabal afirmó que él y su grupo quedaron impactados por los « colores, olores y sabores » de Marruecos, un país que invade todos los sentidos de forma extraordinaria.

Además de Aldazabal, el grupo que expone sus instantáneas en Buenos Aires incluye a los fotógrafos Cecilia Gutiérrez, Verónica Dietz, Fernanda Bustos, Elba Bustos, Mauro Barba y Raúl Álvarez.

En una declaración similar, Veronica Dietz compartió su asombro, inmortalizado en algunas de las tomas, por las ruinas romanas de Volubilis y el ambiente vivido en Chefchaouen.

Su compañera Elba Bustos, narradora habitual del grupo, expresó su fascinación por los paisajes desérticos del sur de Marruecos reproducidos en varias de las instantáneas expuestas, y manifestó su satisfacción por la coincidencia de la exposición fotográfica con la Fiesta de la Independencia.

Cecilia Gutiérrez dijo que le impresionó el sentido de « hospitalidad, amabilidad y simpatía » de los marroquíes que conoció durante su estancia en Marruecos, una estancia que piensa repetir en un nuevo proyecto.

Los fotógrafos que han participado en este proyecto destacan que « la experiencia de Marruecos supone una inmersión en una cultura diferente y maravillosa que puede engañar al observador casual, pero que a menudo encanta al viajero apasionado ».

« Hemos paseado por las callejuelas, degustado la gastronomía y percibido colores, olores y paisajes, una combinación casi infinita que encanta al ojo del viajero », escriben en la presentación de la exposición.

A través de esta exposición, intentan « transmitir esta sensación, este impacto y esta cultura captada a través del zoom de nuestras cámaras, cada una dirigida hacia un punto de vista personal y diferente ».

Este punto de vista personal e íntimo de cada uno de los siete fotógrafos se puede apreciar en las fotografías expuestas, que van desde las dunas de arena en el corazón del Sáhara marroquí, hasta las curtidurías de Fez, pasando por la ceremonia del té, los puestos de fruta o los pintorescos paisajes de douars aferrados a la ladera de la montaña. Map

Afficher plus

Articles similaires

Bouton retour en haut de la page