FeaturedLas Cosas lo que son

Violación colectiva en un autobús de Casablanca Por fin interviene el gobierno (M.Aujjar)

 

Denunciado con diferente acento y distinto rigor, la criminal agresión sexual sobre una indefensa ciudadana con lemas mentales en un autobús de Casablanca no ha suscitado   el interés del gobierno que en el mejor y optimista caso, ha reaccionado tarde… quizás mortalmente tarde, ni siquiera el ministerio de asuntos sociales  y la mujer.

Afortunadamente el titular de Justicia, Mohamed Aujjar lo ha hecho, instando ayer a los procuradores generales del rey a “velar por la apertura de investigaciones judiciales sobre los casos de no denuncia de crímenes.
Una correspondencia ha sido dirigida por su departamento a los procuradores.
De hecho, la denuncia de los crímenes, sobre todo los cometidos públicamente como fue el  caso del crimen sexual del autobús de Casablanca, va a permitir “aplicar rigurosamente las disposiciones jurídicas adecuadas a fin de garantizar la preservación del orden público, la seguridad de los ciudadanos y los bienes y poner fin a la impunidad”.
Una intervención pertinente y atinada, tanto más que el ministro Aujjar ha recordado que la ley marroquí prevé penas por la no denuncia inmediata de crímenes intentados o cometidos.
Debemos admitir que una pequeña parte de la justicia se está dando al asunto del “autobús de la violación” al que se debe sumar de manera imperiosa otros aspecto complementario e indispensable de esta misma cuestión jurídica y judicial: la jno asistencia de personas en peligro que fue el triste y vergonzoso caso del citado autobús y de sus usuarios durante el instante del crimen.
 
 
 
Show More

Related Articles

Close
Close