SM el Rey, Amir Al Muminin, preside en Rabat la sexta charla religiosa del mes sagrado del Ramadán

0

Rabat  -Map  

SM el Rey Mohammed VI, Amir Al Muminin (Comendador de los Creyentes), acompañado de SAR el Príncipe Heredero Moulay El Hassan, de SAR el Príncipe Moulay Rachid y de SA el Príncipe Moulay Ismail, presidió, hoy lunes en el Palacio Real de Rabat, la sexta charla religiosa organizada con motivo del mes sagrado del Ramadán.

Esta charla fue animada por el profesor Ahmed Ait Iazza, presidente del Consejo Local de Ulemas de la Prefectura de los distritos de Ben M’sik en Casablanca, sobre el tema +La educación religiosa en las escuelas del Reino de Marruecos y sus finalidades universales a la luz del versículo coránico: « No es conveniente que todos los creyentes salgan de expedición [en tiempo de guerra]. De cada grupo de ellos, algunos se abstendrán de ir a la guerra para [en su lugar] dedicarse a adquirir un conocimiento más profundo de la Fe, y [poder así] enseñar a sus hermanos cuando regresen, para que estos [también] se protejan contra el mal »+.
Al principio de esta charla, el conferenciante destacó que el objetivo de esta última es dar a conocer una de las reformas impulsadas por SM el Rey Mohammed VI, a saber la reestructuración de las asignaturas de la educación religiosa en las escuelas públicas en los diferentes ciclos educativos de la enseñanza primaria y secundaria.
En este sentido, precisó que Su Majestad el Rey dio sus altas instrucciones a los ministros de Educación Nacional y de Habices y Asuntos Islámicos para que se revisen los programas de educación religiosa con vistas a adaptarlos a las verdaderas necesidades religiosas de los aprendientes, basándose en la constantes religiosas y nacionales y en la apertura a los valores y a los cambios internacionales.
El conferenciante destacó que el establecimiento de una educación religiosa de calidad en la escuela marroquí obedece a cinco motivos, siendo el primero de ellos la formación cultural que se consigue dotando al aprendiente de una cultura religiosa apropiada y equilibrada, que le permita conocer su propio legado y abrirse a su mundo actual lejos del extremismo.
El segundo motivo, agrega, tiene que ver con la educación para la ciudadanía. Gracias a la promoción de la educación religiosa, se afianzan prácticas, en el marco del respeto de la democracia y de los derechos humanos, que pretenden, de un lado, la concienciación sobre la diversidad cultural y la preservación de la cohesión social, de otro lado.
El tercer motivo radica, según el profesor Ahmed Ait Iazza, en la formación global del aprendiente, antes de agregar que los recientes estudios demostraron que la lógica instrumental, científica y técnica no es, por sí sola, suficiente para forjar la personalidad del ser humano, sino necesita también buscar sentido y valores, objetivo que se consigue mediante la educación religiosa.
Se trata también de fomentar un pensamiento crítico, dice el conferenciante, quien subrayó que la educación religiosa no consiste solamente en la memorización, contrariamente a lo que creen algunos, ya que la religión musulmana llama a la reflexión y la discusión de la manera más conveniente. Cualquier exclusión de la educación religiosa de la escuela supondría una promoción del extremismo, el racismo y la intolerancia y la difusión del oscurantismo fuera de la escuela.
En cuanto al quinto motivo, consiste en dar sentido a la vida, objetivo que el Hombre persiguió desde el principio de la creación, afirma Ahmed Ait Iazza, añadiendo que desde entonces hasta el momento las religiones no dejaron de ocupar el pensamiento del ser humano e influyen en su comportamiento. Para él, solo la religión es capaz de ofrecer respuestas a las preguntas fundamentales sobre la vida y no la filosofía que es preguntas abiertas ni la ciencia que trata el mundo de lo sensible y está en permanente cambio.
Al término de esta charla, SM el Rey fue saludado por varias personalidades islámicas extranjeras.